Master Test Plan, o los contratos de arras de QA

Como muchos de vosotros ya habréis experimentado, uno de los problemas más manidos a la hora de establecer un servicio de QA es poder conocer, a vista de pájaro, en qué va a consistir lo que vamos a implantar y cómo vamos a realizarlo.

Muchas organizaciones tienden a instaurar servicios de calidad sin tener el cuenta este “cómo”. La consecuencia más directa de esta afirmación es el asentamiento de procesos de QA desestructurados, lo que a larga puede afectar a la eficiencia, eficacia y éxito del proyecto en su conjunto.

Pero, ¿qué podemos hacer para empezar la casa por los cimientos?

Hay varias actividades que se utilizan para la gestión del día a día, como pueden ser los planes de pruebas, pero ¿qué tenemos a nuestra disposición para establecer nuestro contrato de arras dentro de la organización donde promulgamos el servicio de calidad?

Las principales metodologías del mercado definen el concepto de Master Test Plan, que es un documento que nos ayuda a definir cuál va a ser el alcance de un servicio de QA, o como vamos a ejecutar las actividades de calidad.

La creación del Master Test Plan (MTP) la podríamos considerar como la primera fase a realizar antes del inicio de la actividad regular de QA de una organización, ya que no será hasta que esté finalizado que no podremos saber a ciencia cierta como todos los servicios de calidad van a ser ejecutados durante todo el ciclo de desarrollo.

Para entender mejor el propósito de este documento, respondamos a algunas preguntas:

  • ¿A qué niveles se realiza un Master Test Plan?

Un Master Test Plan se realiza al inicio del servicio de QA. Esto implica que cualquier subactividad que se implemente dentro de la organización (ya sea creación de un nuevo equipo multifuncional dentro de una filosofía ágil, o la llegada de un nuevo proveedor de QA para alguna parte del servicio, entre otras actividades) debería seguir las directrices marcadas en este documento.

  • ¿Quién es el encargado de su redacción?

Habitualmente, el máximo responsable de su elaboración es la persona responsable del servicio de QA (cualquiera sea el rol que tenga: QA Manager, QA Lead, etc.).

  • ¿Quiénes son sus stakeholders?

El MTP es sometido a aprobación de las personas que tengan responsabilidad sobre el equipo de calidad, las cuales pueden sugerir las mejoras que consideren oportunas hasta que estén satisfechas con lo allí establecido.

  • ¿Cuál es su contenido?

Según la metodología consultada, podemos encontrar varias versiones acerca de lo que debe contener un Master Test Plan, pero el consenso básico establece los siguientes puntos:

¿Quiénes son los actores de relevancia en el servicio? O lo que es lo mismo: quién es el cliente (o quién debe aceptar el documento) y quién es el suministrador (equipo de QA).

¿Qué está dentro (y qué no) de la asignación? Qué partes del producto y que actividades de QA están incluidas en el servicio. También, y no menos importante, qué no está incluido en la asignación.

¿Cuál será la documentación de base del servicio? Aquí constarán de donde obtendremos las referencias documentales (Test Basis) que nos ayudarán a suministrar el servicio.

¿Cuál será la estrategia de test a utilizar? Aquí incluiremos, a grosso modo, cual será nuestra Test Strategy genérica para el proyecto.

¿Qué niveles de test están incluidos y como están procedimentados? También haremos constar la estructura de los diferentes niveles de pruebas que vayamos a realizar.

¿Quiénes somos y cómo nos estructuramos? Algo tan esencial, pero a veces tan desconocido, como la composición y responsabilidades de las personas que vayan a realizar las actividades de QA, será incluido en el documento.

¿Cómo vamos a gestionar el servicio? O lo que es lo mismo: qué mecanismos de control y gestión del proyecto vamos a establecer, con el fin de garantizar una gestión eficaz del servicio, así como el suministro de información en tiempo real del proceso de QA.

¿Cuál va a ser la infraestructura básica del equipo de calidad? Haremos constar que entornos de pruebas, así como que herramientas y lugares físicos para la prestación del servicio.

Cabe recordar que el Master Test Plan es un documento vivo. Esto quiere decir, que además de servir como referencia esencial para conocer todos los procesos de QA de la organización, debe adaptarse a las nuevas realidades que vayan surgiendo dentro de la organización. Esta será la garantía de que el MTP pueda ser el documento marco de referencia del servicio.

IsaacAlvarezDizIsaac Álvarez Diz
Innovation Lead | Digital Assurance & Testing | SOGETI ESPAÑA

 

Autor: QAnewsblog

Sogeti es una compañía tecnológica perteneciente al Grupo Capgemini y especialista en: Testing y Calidad de Software; Soluciones Microsoft y High Tech Consulting. En Sogeti entendemos la importancia de obtener el máximo valor empresarial de sus sistemas de IT, por ello somos líderes mundiales en Testing & QA. Somos creadores de las metodologías estándar del mercado: TMap® (Test Management Approach) y TPI® (Test Process Improvement). ¡Nuestro compromiso es el Testing!

Deja tu comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s